Select your Top Menu from wp menus

El beso wawanquero

El beso wawanquero

Esta semana, Seguís Igual recomienda escuchar Los Wawancó.

Hacer historia. Hacia mediados de los años 50, seis hombres que habían llegado a la Argentina desde Costa Rica (Mario Castellón), Perú (Carlos Cabrera), Chile (Sergio Solar) y Colombia (Hernán Rojas, Enrique Salazar y Rafael Aedo) fundaron Los Wawancó entre cursadas en la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de La Plata. Poco después, la banda sumó al pianista y compositor platense Miguel Loubet y, a partir de ahí, Los Wawancó sentaron los cimientos de la cumbia en el país.

Hasta entonces, la cumbia era prácticamente exclusividad de Colombia, donde los grupos la interpretaban con tambores y gaitas. Sin lugar a dudas, todo cambió cuando Los Wawancó comenzaron a tocar este ritmo nuevo -que mixturaba la cumbia colombiana con el merengue, el mapalé y el bolero- con piano, guitarra eléctrica, contrabajo, bongó y timbaletas. El éxito fue rotundo.  La banda, que es responsable de numerosas composiciones e interpretaciones memorables, grabó más de 80 discos, realizó giras por Europa e incluso participó de películas como “El gordo Villanueva” (1964), “Viaje de una noche de verano” (1965), “Un italiano en Argentina” (1965), “Villa Cariño” (1967) y “El romance del Aniceto y la Francisca” (1967), de Leonardo Favio.

A lo largo de más de medio siglo de historia, la formación de Los Wawancó sufrió numerosas modificaciones aunque siempre la dirección del grupo estuvo bajo el mando de Mario Castellón.

Mirá a Los Wawancó en “Villa Cariño”:

About The Author

Noticias Relacionadas